Your cart

Your cart is empty

El gordito simpático

Hace unos años conocí a un niño que es vecino, es simpático y bien amoroso. No me llamaba la atención más que las bromas que nos lanzábamos. Se me confesó y busqué excusa tras excusa para no romper su corazón y un día después de ello lo vi con otros ojos y me puse nerviosa y todo. En ese momento decidí entrarle al juego, un día equis nos fuimos a un motel. Primero: el mito de los gorditos es falso! Tiene un excelente tamaño 🤭 y segundo: hace unos orales como nadie. Aquí me tiene babeando ahora por él y deseando volver a verlo para pasarlo bien otra vez.
Previous post
Next post
Back to Confesionario Touchme

Leave a comment

Please note, comments must be approved before they are published